Los 10 consejos que Talleres M&D recomienda seguir a la hora de circular en invierno, sin importar la distancia a recorrer, ya que nunca sabemos cuándo pueden surgir las dificultades.

  1. Comprobar presión, dibujo y ranuras del neumático para asegurar una correcta adherencia a la carretera y evitar deslizamientos. La medida mínima de que establece la norma es de 1,6 mm de grosor, aunque los especialistas recomiendan cambiar los neumáticos cuando éstos alcancen los 3 mm.
  2. Si se conduce por lugares por debajo de 7 grados centígrados, puertos o lugares con riesgo de nieve, llevar siempre cadenas, neumáticos de invierno o de todas estaciones, especialmente recomendados.
  3. Confirmar el buen estado de los frenos, para la propia seguridad y la de los demás.
  4. La visibilidad debe ser máxima. Las escobillas limpiaparabrisas y las luces, en perfecto estado.
  5. Usar la calefacción para favorecer el confort del conductor y evitar el empañamiento de las lunas.
  6. Llevar siempre algo de ropa de abrigo en el maletero; nunca se sabe cuándo se puede necesitar.
  7. El depósito de combustible cuanto más lleno, mejor. El uso prolongado de calefacción gasta combustible, por lo que es fundamental estar preparados.
  8. No hay que olvidarse de los recambios imprescindibles: rueda de repuesto, chaleco reflectante y triángulos de señalización. Obligatorios y necesarios para garantizar seguridad ante cualquier imprevisto.
  9. Barritas energéticas. Sobre todo en viajes de cierta distancia, es muy recomendable llevar algo de comida.
  10. Conducir con precaución: aumentar la distancia de seguridad, indicar los cambios de carril y respetar los límites de velocidad. Estas máximas, si siempre son importantes, ganan aún más relevancia en estas fechas, ya que el coche puede no respondernos de la manera deseada en según qué condiciones.
× Contactanos por WhatsApp